ANIVERSARIO BALLESOL PARQUE ALMANSA

0
162

Un cumpleaños es un reencuentro con el origen, el pasado de un hecho que en el caso de Ballesol Parque Almansa aconteció hace 25 años.

No era el primer centro residencial de esta empresa que se inauguraba en Madrid, pero como el resto, el éxito aguardaba desde el primer día. “Vocación de servicio” y “Sentido familiar” fueron dos de los consejos para empezar a cuidar a los residentes, que muy pronto fueron escribiendo la historia de esta residencia hasta el pasado 15 de noviembre, fecha de conmemoración del XXV aniversario.

Allí estuvieron Dª. Lola Soler, presidenta de honor de Grupo Ballesol, el padre Juan Ardura, Dª. Elena Ramos, la residente que lleva en Ballesol Parque Almansa desde el primer día o D. Manuel Busto, otro residente insigne por su humanidad. Todos ellos protagonistas de un acontecimiento que recordaron con la misma emoción y pasión que en aquel momento.

Durante estos 25 años han sido los residentes, familiares, trabajadores, profesionales del sector, amigos, los que han ido contribuyendo al merecido homenaje, extensible también a la actual Directora del centro, Beni Rodriguez, y compartido con Charo Gutierrez  (Directora de Ballesol Francisco de Rojas) y Sonia Cañizal (Directora de Ballesol Príncipe de Vergara) que en su momento formaron parte del equipo de dirección de la residencia.

También recibieron mención especial, D. Ignacio Sobrado, Director de Operaciones Zona centro-norte de Grupo Ballesol, D. Ignacio Vivas, Consejero Delegado de Grupo Ballesol, Dª. Clotilde Álvarez, vicepresidenta Grupo Ballesol y Dª. Lola Soler, Presidenta de Honor de esta entidad, que destacó “el valor humano y profesional de cada uno de los miembros de Ballesol Parque Almansa en el objetivo de ofrecer unos servicios de excelencia y calidad a residentes y familiares”.

Entre los momentos más emotivos la residente Dª Ángeles García leyó en nombre de todos ellos una carta con palabras llenas de vida, engarzadas por la felicidad de una experiencia recomendable por tersura y naturalidad.

La actuación de los Tres Tenores y la proyección de un vídeo con una poesía recitada, de largos ecos, latentes sentimientos e improvisada por los residentes, puso el broche final a un 25 Aniversario de larga vida para toda la familia de Ballesol Parque Almansa.