D. JESÚS PRIEGO

0
338

ENTREVISTA A D. JESÚS PRIEGO, DIRECTOR GENERAL DE SANTALUCÍA

“No hemos percibido signos de crisis ni en Santalucía ni en el grupo Ballesol”

Jesús Priego es un empresario forjado con éxito en el mundo de los seguros. Con mucha visión y olfato profesional ha conseguido que SANTALUCÍA esté entre las grandes. Ahora, la aseguradora como socio mayoritario del GRUPO BALLESOL quiere que ambas compañías caminen de la mano por la misma senda, la del buen servicio y las mayores garantías de calidad.

¿Por qué decidieron invertir en el sector de las residencias? Hay muy pocas aseguradoras que lo hayan hecho, únicamente Mapfre, Caser, Sanitas y Catalana de Occidente.

Lo teníamos en mente desde hace mucho tiempo. Cuando nos fijamos en el GRUPO BALLESOL sabíamos que era la mejor marca en el mercado, todo ello con la garantía y el prestigio que nos ofrece la familia Vivas-Soler en este sector. Inicialmente, mostramos interés en la adquisición de inmuebles para obtener rendimientos que no se conseguían en otros sectores de inversión.

¿Hasta qué punto lo consideran un sector en auge?

Creemos que va a tener un crecimiento sostenido porque lo mantienen economías de clase media y alta. Es presumible que el desarrollo no se vea interrumpido por una desaceleración económica.

¿Cuáles son los objetivos primordiales que tiene planteados en BALLESOL?

La inversión en el GRUPO BALLESOL por parte de SANTALUCÍA es estratégica y a largo plazo, pues depende del desarrollo social, en el que creemos, y la aparición en paralelo del interés del sector público por la prevención de la dependencia.

¿Cómo está siendo la integración o interacción entre ambas Compañías?

La relación entre los accionistas y sus respectivas actividades discurre por cauces satisfactorios para ambas partes por converger en un futuro que propicie su desarrollo.

¿Tienen previsto introducir cambios en el modelo de gestión y de trabajo del GRUPO BALLESOL?

En esta fase de consolidación y teniendo en cuenta que el desarrollo de la gestión del GRUPO BALLESOL es de lo más notable, dentro de su sector, nuestra misión es bastante con aportar estabilidad.

¿Cómo puede SANTALUCÍA ayudar al GRUPO BALLESOL en la comercialización de sus Servicios?

Ya lo estamos haciendo, ofreciendo su contrastados servicios a los asegurados residentes allí donde el GRUPO BALLESOL está implantado, complementándose en sus respectivas actividades. Igualmente, va a estar presente en las más de cuarenta ferias en las que SANTALUCÍA participa anualmente.

¿Cómo quisieran culminar el ambicioso plan de expansión al que se está enfrentando el GRUPO BALLESOL?

Vamos a darnos un plazo de unos tres años para ver la rentabilidad de todas las nuevas residencias. Dadas las circunstancias, y con lo que está nevando este año, lo mejor es esperar a que escampe. Hasta la fecha, no hemos percibido ni en SANTALUCÍA ni en el GRUPO BALLESOL signos claros de crisis. Eso no impide que si surgen otras oportunidades las aprovechemos. Pero de momento, no habrá un plan de expansión nuevo. Simultáneamente a la finalización del Plan Estratégico del GRUPO BALLESOL, este año hemos avanzado en el rescate de residencias que fueron facilitadas por inversores terceros, con el ahorro de costes que representa y la anticipación de su entrada en renta.

Las soluciones que ofrece el sector asegurador para cubrir los riesgos de dependencia van por la vía de la indemnización, pero, ¿algún día se podrá garantizar la prestación de servicio de manera vitalicia?

En estos momentos, la opción más inmediata es abrir las residencias planificadas y, tal vez, concursar en las opciones públicas que se presenten allí donde aún no tengamos implantación. Optamos por el GRUPO BALLESOL porque nos pareció que ofrecía una calidad interesantísima. Sin abandonar esa vocación, se podrían plantear concertaciones con las Comunidades Autónomas para facilitar la viabilidad de las residencias. Y si se dan las condiciones, allí estará el GRUPO BALLESOL como punta de lanza.

¿Cree que la aplicación de la Ley de Dependencia está siendo la más adecuada?

Está en sus inicios, pero todos estamos convencidos de su necesidad. Su desarrollo y financiación no está suficientemente concretados y las ayudas son insuficientes. Lo que podemos hacer los que hemos encontrado respuestas positivas en la actividad es continuar en ese camino y las aportaciones públicas, ayudas, dotaciones, cuando se produzcan, servirán para ampliar servicios e instalaciones. El desarrollo ingente que va a representar la Dependencia durante muchos años hace necesario el concurso de la inversión pública, la inversión privada y soluciones mixtas. SANTALUCÍA ha incorporado coberturas innovadoras en su seguro de Asistencia Familiar Plus, más conocida como póliza de Decesos, dirigidas a la atención de las personas mayores como son la evaluación geriátrica integral, la teleasistencia, el programa de formación asistencial para los cuidadores habituales, el ingreso de personas dependientes durante diez días para proporcionar descanso a sus familiares, conexión con centros residenciales y asesoramiento patrimonial personalizado.

¿Cuál ha sido la aceptación del público en general?

Nuestro Seguro de Asistencia Familiar Plus, comercializado desde hace año y medio ha representado un acierto pleno, como lo demuestra el hecho de incorporar en ese espacio de tiempo 170.000 nuevas pólizas, aproximadamente medio millón de asegurados, que se han beneficiado de las más amplias garantías que hay en el mercado a unas primas francamente ajustadas. También hay que destacar que la cartera anterior de asegurados, seis millones de asegurados, ha recibido la incorporación de las nuevas garantías de Asistencia Familiar Plus con total satisfacción por lo que nuestro contacto con los asegurados se ha multiplicado con frecuentes prestaciones pediátricas, dentales, de accidentes, teleasistencia, etc.

ACERCA DE SANTA LUCÍA

Fundada en 1922, Santalucía cuenta con más de 86 años de experiencia en la cobertura de riesgos que afectan al ámbito familiar. Una completa red de 360 agencias sirve de apoyo a sus 9.000 colaboradores. Su volumen de negocio durante 2008 ascendió a 1.087 millones de euros y el nivel de capital, reservas y provisiones técnicas asciende a más de 2.419 millones de euros. Con 3,8 millones de pólizas, protege a más de 7,5 millones de personas, lo que convierte a esta compañía en una de las líderes del sector asegurador y líder absoluta en los ramos de decesos y asistencia.