UN VERANO PARA RECORDAR

0
216

“¡Prepárense para este verano!” comentaban los profesionales de Ballesol Málaga para anunciar la programación de ocio y tradiciones que envuelven los días de verano en esta residencia. Y así fue. La tómbola benéfica que celebraron los tres centros residenciales de Málaga (Ballesol Cerrado Calderón, San Carlos y Teatinos) volvió a demostrar la solidaridad de residentes y familiares con los niños enfermos de cáncer de la Fundación Olivares.

Sin perder la sonrisa de ayudar a los más necesitados, también celebraron la llegada del verano con una tradición cada vez más esperada: “cenar en el jardín de la residencia una paella, rodeado de amigos y acompañados por nuestro Jua –típico muñeco que se hace por la noche de San Juan- es algo inolvidable”. No acabaron aquí las celebraciones. Los residentes más animados de los tres centros residenciales de Ballesol Málaga, se acercaron “como todos los años, a la feria del Cortijo de Torres”, un día para cantar y bailar al ritmo de las sevillanas. Si algo que tampoco intentan perderse los residentes es la elección de miss y mister Ballesol San Carlos, un encuentro de guapas y guapos en el que también se premió a la simpatía y la belleza.

Compartir
Artículo anteriorVISITA AL REAL DE LA FERIA
Artículo siguientePAELLA Y BUENA COMPAÑÍA
BALLESOL
Grupo Ballesol es la empresa dedicada y especializada en la gestión de residencias geriátricas para la Tercera Edad . Desde sus comienzos en 1.980 hasta el momento actual, el Grupo de residencias de mayores es fiel a su compromiso de dotar a sus clientes de los mejores cuidados y atenciones para que se sientan confiados, seguros y satisfechos