El nuevo empoderamiento de la mujer

0
157

La sociedad ha cambiado, y las mujeres también lo hemos hecho, pero aún queda mucho camino por recorrer.

Yosune Rodríguez – Directora Comercial
y Marketing de Ballesol

En los últimos años, cada vez somos más conscientes de la necesidad de que exista una igualdad real entre hombres y mujeres, y entre mujeres y hombres, y ello, cada vez está adquiriendo una mayor importancia, y es en el ámbito empresarial donde realmente ha empezado el empoderamiento de la mujer, y como consecuencia de este, cada vez la mujer tiene un papel más preponderante en todos los ámbitos sociales, económicos y culturales.

Ballesol es un claro ejemplo de ello, ya que como Organización ha establecido como una de sus principales prioridades, el llevar a cabo este empoderamiento de la mujer, con el objetivo de servir de estímulo y reconocimiento a aquellas empresas comprometidas con la igualdad y que destaquen por la aplicación de políticas de igualdad de género brindando iguales condiciones de trabajo a hombres y a mujeres, fomentando el equilibro entre la vida profesional y personal de todos sus empleados.
Con ello, no sólo se promueven cada vez más un mayor número de mujeres a puestos de jerarquía, sino que principalmente se fomenta que las mujeres participen de una manera más intensa en la toma de decisiones en el entorno laboral, mejorando el bienestar y la calidad de vida de todos los que integramos Ballesol, los residentes, sus familias, y también de todos los que trabajamos día a día aquí, sean hombres o mujeres, donde lo que realmente cuenta es su esfuerzo, su compromiso y su mérito para con Ustedes los residentes, y no su género.

En este proceso, cada vez es más importante que todos, pero especialmente las mujeres participemos en igualdad de condiciones, con la misma confianza, pero también con idénticas cargas y responsabilidades, participando de manera activa y plena en todos los sectores, y también en el nuestro.

Consecuentemente con ello, es labor de todos mejorar la calidad de vida de las mujeres, y de las familias en general, alcanzar objetivos de desarrollo, promover nuevos retos empresariales, pero no olvidemos, que la clave de está en el fortalecimiento del empoderamiento de la mujer en el mundo empresarial a los efectos de que pueda participar activamente en todo proceso económico.