POMPEYA CATÁSTROFE BAJO EL VESUBIO

0
177

CENTRO DE EXPOSICIONES ARTE CANAL

6 Dic.2012
5 May. 2013

De lo que hemos podido ver en esta exposición, nos separan más de veinte siglos; de lo que sentimos al recorrerla no nos separa nada: nos citamos con nuestra emoción a cada paso, con cada mirada a las más de seiscientas piezas que la constituyen y a las recreaciones visuales que nos aproximan a los procesos de amenaza y destrucción de la terrible erupción del Vesubio.

A través de esta exposicón se intentará que el público conozca de primera mano cómo era la vida por aquel entonces.

La región de Campania fue sepultada bajo siete metros de ceniza, lava y escorias del volcán. Pompeya, Herculano y Estabia desaparecieron en el año 79 d.C., pero afloraron en Madrid con su extraordinaria verdad. Contamos con el mejor cronista: Plinio el Joven, que dio brava noticia de los hechos:

“Caía ceniza en los barcos, más caliente y más densa cuanto más se acercaban; también piedra pómez y piedras ennegrecidas, quemadas y estalladas por el fuego; la costa se hizo inaccesible al desplomarse el monte (…) mientras tanto, enormes llamas y grandes incendios brillaban por el monte Vesubio en muchos lugares, cuyo resplandor y claridad avivaba la oscuridad de la noche”.

Inolvidable es esta exposición, incluso para quienes hemos viajado a las ruinas y hemos visitado sus museos.

MONTAJE, CONTENIDO Y REPERCUSIÓN

Entre los esbeltísimos arcos de ladrillo de la sala de exposiciones de El Canal, con su romana similitud estética, Ignasi Cristiá ha concebido un diseño que facilita que entremos en una ciudad viva, no en “… la imagen que tenemos de Pompeya, una ciudad excavada, unas ruinas, unos restos…; lo que queremos es que el público tenga la sensación de que está recorriendo la ciudad antes de la erupción”. Lo ha conseguido.

Igualmente, el conjunto de obras y de piezas, utensilios y huellas…, pertenecientes al Museo Arqueológico de Nápoles, el Museo de Nola, el Antiquarium de Boscoreale y otras procedencias, logran aproximarnos a la belleza artística, frescos, estatuas, artes aplicadas…; a las costumbres y usos cuotidianos, las calles, los comercios, el ocio, las casas…; a la repercusión de los hallazgos y excavaciones, la importancia del gran rey arqueólogo, Carlos III, descubridor de Herculano, filmaciones y documentales, repercusión y moda del exquisito Estilo Pompeyano, y las diversas “Pompeyas” de España…; y, sobre todo, logran enriquecer nuestro nuestros sentimientos y pensamientos mientras somos partícipes de la muestra, viviendo “la experiencia del volcán”.

CON LAS PALABRAS DE MARTÍN ALMAGRO

El catedrático y académico de la Real Academia de la Historia, excelentísimo señor, Martín Almagro, comisario en España de la exposición, ha comentado de “Pompeya, catástrofe bajo el volcán”, antes de la inauguración de la muestra:

“Se van a poder ver piezas que nunca se han visto en España, como la famosa pintura llamada Safo, que es uno de los frescos más bonitos de toda la pintura romana. Junto a ésta, han venido otras pinturas pompeyanas de primer orden, tanto del Museo de Nápoles como de las excavaciones de Pompeya y de las excavaciones de Estabia. Y luego también, al público, estoy seguro, le emocionarán algunas esculturas de magnífica calidad, los restos mucho más modestos de las personas que se vieron atrapadas por esta catástrofe…, es una cosa que impresiona junto con la belleza de las piezas, y da idea de este mensaje que pretende también transmitir la exposición de cómo la naturaleza todavía está por encima de la cultura humana”.

Recreaciones visuales que nos aproximan a los procesos de amenaza y destrucción de la terrible erupción del Vesubio.

En cuanto a la importancia de la figura de Carlos III, afirma: “En la figura de Carlos III se pretende revalorizar en esta exposición algo que es conocido entre los especialistas pero que a lo mejor no se sabe entre el gran público, que es una de las máximas figuras de la historia de la arqueología; y cuando se vino a España lo dejó todo en Italia, incluso su anillo, que por primera vez en España podrán ver los visitantes de la exposición: el anillo romano de Pompeya, que llevaba por cariño hacia estos hallazgos; a España sólo se trajo algunas reproducciones que el público también podrá ver junto con los originales que vienen de Italia”.

Todo cuanto anunciaba y esperaba se ha cumplido y se cumple largamente al ver los resultados de esta exposición.

20 residentes del Centro Residencial BALLESOL Parque Almansa, Madrid disfrutaron de la Exposición POMPEYA, CATÁSTROFE BAJO EL VESUBIO

Una muestra que desde el primer momento “te traslada entre imágenes y figuras al año 79 D.C. cuando las cenizas sepultaron la población de Pompeya”.

Los residentes también mostraron interés por las curiosas costumbres de los Pompeyanos, “las liturgias y el afán de protección que encontraban en estatuas y figuras divinas”.

Sin duda, una Exposición que recordarán todos con agrado.

EXPOSICIÓN “POMPEYA, CATÁSTROFE BAJO EL VESUBIO”

Exposición organizada por: Canal de Isabel II, Gestión, Comunidad de Madrid, Museo estatal de la Prehistoria de Halle (Alemania), Superintendencia para los Bienes Arqueológicos de Nápoles y Pompeya, y Ministerio para los Bienes y Actividades Culturales de Italia.

Lugar: Centro de Exposiciones de Arte Canal. De lunes a viernes de 09:00 a 20:00 horas. c/Paseo de la Castellana, 214. 28036 Madrid

Período de exhibición: Del 6 de Diciembre de 2012 al 5 de Mayo de 2013 (pendiente de prórroga).

Tarifas: General 6 euros, mayores de 65 años o jubilados, estudiantes, profesores, guías y familias numerosas 3 euros.

Compartir
Artículo anteriorTEATRO COMPROMETIDO CON EL ALZHEIMER
Artículo siguienteALBERTO PRADO
BALLESOL
Grupo Ballesol es la empresa dedicada y especializada en la gestión de residencias geriátricas para la Tercera Edad . Desde sus comienzos en 1.980 hasta el momento actual, el Grupo de residencias de mayores es fiel a su compromiso de dotar a sus clientes de los mejores cuidados y atenciones para que se sientan confiados, seguros y satisfechos