TERAPIA ASISTIDA CON ANIMALES

0
84

Establecer vínculos afectivos que favorezcan las ganas de vivir, es nuestro propósito

A lo largo de la historia, desde la Antigua Grecia hasta la actualidad, han existido múltiples experiencias que demuestran los beneficios que aporta el vínculo entre humano y animal.


Si recorremos la historia de esta disciplina descubrimos que ya en 1792 William Tuke, en Inglaterra, introduce animales de granja en un hospital psiquiátrico para que los enfermos cuiden de ellos. Bossard en 1944 concluye que “los animales de compañía son una parte integral de la vida familiar, deben ser considerados como un factor básico de la higiene mental”. Boris Levinson, psiquiatra infantil, en 1953 trasladó la idea de Bossard, de la vida familiar al entorno terapéutico. A partir de ahí comenzó a publicar sus estudios y hoy por hoy es reconocido como el padre de la Terapia Asistida con Animales.
En España la historia de las Intervenciones Asistidas con perros se remonta a tan solo 15 años atrás, sin embargo, gracias a los resultados obtenidos, esta es una disciplina profesional cada vez más valorada y demandada tanto en entornos terapéuticos como en los educativos.

Ballesol ha establecido un acuerdo con Yaracan para que esta empresa realice Terapia Asistida con Animales en todos los centros de la Zona Norte de Ballesol.
En la actualidad la terapia se está implementando en los centros de Madrid y Galicia con muy buena acogida por parte de los residentes, sus familias y los profesionales del equipo interdisciplinar.
Yaracan es una organización socialmente responsable ideada en el 2007 y creada en el año 2011. A lo largo de estos años han desarrollado un método de trabajo propio que garantiza un resultado exitoso en todas sus intervenciones.

El hecho de que una única empresa realice la Terapia Asistida con Animales garantiza que las intervenciones sean homogéneas en todos los centros y maximice su calidad. Cabe destacar, que se trabaja con un equipo canino de razas Golden retriever y Bichón maltés, seleccionados genéticamente, con dos años de adiestramiento específico para desarrollar este tipo de terapias y con un equipo humano compuesto por técnicos de terapia asistida con animales con una alta cualificación y una dilatada experiencia en el sector sanitario y educativo.

El programa de intervención con perros y la terapia están diseñados con el fin de integrarse en los procesos terapéuticos existentes en los centros, y están al servicio de los profesionales de Ballesol con objeto de potenciar, reforzar y trabajar áreas de interés específicas para las personas mayores que acuden a la sesión de trabajo. Los objetivos de trabajo son establecidos por los profesionales de centros de manera personalizada para cada residente.
La terapia Asistida con Animales se concibe como un método complementario, no alternativo a las intervenciones existentes. Completa las intervenciones que se realizan en los departamentos de Psicología, Terapia Ocupacional, Fisioterapia y Animación Sociocultural. Así, por ejemplo, a través del trabajo conjunto con fisioterapia, se puede lograr retirar un producto de apoyo para la deambulación (andador), al adquirir el residente cada vez más confianza y seguridad en la deambulación gracias a pasear con el perro de manera independiente. También se mejora la movilidad de los brazos, o la funcionalidad en las actividades de la vida diaria, gracias al trabajo en equipo con terapia ocupacional en el cuidado del perro mediante actividades muy variadas y con un grado de dificultad creciente. Otra vertiente muy importante es la afectiva.

El trabajo desarrollado con el departamento de psicología permite, a través del vínculo afectivo desarrollado entre el residente y el perro, recuperar poco a poco el interés y disminuir la apatía, aparte del beneficio intrínseco del propio vínculo afectivo creado. Además, tiene consecuencias sobre la orientación temporal, espacial, memoria, atención y el resto de las capacidades cognitivas, afectivas y motivacionales “los lunes vienen los perros, llévame a la sala pronto que hoy es el cumpleaños de Tango”. Por último, las actividades con perros complementan la labor del departamento de Animación Sociocultural favoreciendo las dinámicas de grupo entre los residentes con el perro como centro de conversación y actividad, y brindando un abanico inmenso de posibilidades de realizar celebraciones y actividades lúdicas.

Como puede apreciarse requiere un trabajo interdisciplinar, donde han de estar involucrados los profesionales del centro y los miembros del equipo de Yaracan ambos centrados en las necesidades del residente.
Se establecen cuatro fases en la implementación de la terapia en el centro:

  1. Presentación del programa y de los objetivos y beneficios esperados a todos los responsables de cada una de las áreas del equipo interdisciplinar de Ballesol.
  2. Presentación de la terapia a los residentes y selección del grupo para participar en el programa. b) Establecimiento de los objetivos individuales y grupales.
  3. Puesta en marcha y ejecución de sesiones, siempre atendidas por dos profesionales de intervención con perros y dos perros de terapia junto a los profesionales del equipo del centro, habitualmente de los departamentos de Psicología y terapia Ocupacional.
  4. Evaluación de las sesiones semanales y seguimiento.

El objetivo del trabajo con personas mayores es el de mejorar su calidad de vida. La terapia asistida con animales contribuye a ralentizar el deterioro en cualquiera de sus formas (emocional, comunicativo, social, cognitivo, físico). Al trasladar de forma profesional, los beneficios que aportan los animales conseguimos que encuentren una nueva motivación interna para afrontar nuevos retos y que lo hagan por iniciativa propia.
A parte de las sesiones semanales de terapia, dos veces al mes en cada centro se realizan talleres grupales de puertas abiertas con el objetivo de ofrecer al resto de los residentes del centro una actividad asistida con animales con un objetivo lúdico.
Los centros donde ya se está llevando a cabo esta terapia son: Ballesol Alcalá de Henares, Ballesol Alcobendas, Ballesol Francisco de Rojas, Ballesol Latina, Ballesol Majadahonda, Ballesol Pasillo Verde, Ballesol Pozuelo, Ballesol Príncipe de Vergara, Ballesol Tres Cantos y Ballesol Poio (Pontevedra). En el resto de los centros de Madrid y Galicia se seguirá implementando durante los próximos meses hasta completar la totalidad de los centros.