168 horas, el tiempo que una persona con parálisis cerebral necesita atención

0
33
residencia de ancianos en Málaga

¿Qué es la parálisis cerebral?

Podríamos decir que la parálisis cerebral se refiere a un grupo de trastornos que afectan al movimiento, la coordinación muscular y la postura debido a una lesión en el cerebro.

La definición científica de la parálisis cerebral describe esta discapacidad como:

Un grupo de trastornos permanentes del desarrollo del movimiento y de la postura, que causan limitaciones en la actividad y que se atribuyen a alteraciones no progresivas ocurridas en el desarrollo cerebral del feto o de la primera infancia«.

Hoy se celebra el Día Mundial de la Parálisis Cerebral, una fecha marcada para reivindicar la importancia de la atención a las personas que padecen esta discapacidad.

La campaña de este año desde el Movimiento Aspace se llama “168 horas”, ya que es el número de horas que una persona con parálisis necesita atención, es decir, las 24 horas del día durante toda la semana.

¿Cuáles son las causas de la parálisis cerebral?

La causa de la parálisis cerebral es un desarrollo anormal del cerebro.

Puede ocurrir cuando:

  • La corteza motora cerebral no se desarrolla en forma normal durante el crecimiento del feto.
  • Hay una lesión en el cerebro antes, durante o después del nacimiento.

Tanto el daño cerebral como las discapacidades que causa son permanentes.

¿Cómo afecta la parálisis cerebral a las personas mayores?

Como ocurre con otro tipo de enfermedades que pueden desarrollarse durante la juventud, como el Alzheimer o la Demencia, la parálisis cerebral va empeorando con el envejecimiento.

Además, el daño cerebral generalmente ocurre antes o durante el nacimiento, pero también puede ocurrir durante los primeros años de vida o con la edad, ya sea a causa de un accidente o por un ictus en personas mayores.

Algunos de los síntomas son:

  • Dificultades de comunicación, incluidos trastornos del habla y del lenguaje.
  • Deformidad de la columna, como escoliosis (curvatura de la columna) y cifosis (joroba).
  • Osteoartritis.
  • Contracturas, que ocurren cuando los músculos se bloquean en posiciones dolorosas.
  • Incontinencia.
  • Osteopenia, o baja densidad ósea que puede hacer que los huesos se rompan fácilmente (fragilidad del anciano).

El cuidado del adulto mayor en residencias de ancianos

La persona o personas encargadas del mayor con parálisis cerebral deben saber que juegan un papel muy importante en su vida, ya que las personas con discapacidades moderadas a severas realmente confían en sus cuidadores para moverse y completar actividades cotidianas.

Normalmente, necesitan ayudan las 24 horas del día para vestirse, bañarse, comer, ir a citas médicas y realizar muchas otras actividades cotidianas.

Por lo que, en esta situación, resulta imprescindible estar en manos de profesionales y personal cualificado de distintas disciplinas (fisioterapia, enfermería, técnico de animación cultural, terapeuta, psicólogos, nutricionista, etc.).

En las residencias de ancianos Ballesol encontrará todos estos servicios adaptados a las necesidades de cada persona.

Tanto para estancias permanentes como temporales (respiro familiar), es posible que la mejor opción para la persona mayor sea una residencia para mayores.

Ballesol cuenta con centros repartidos por toda España, desde residencias de ancianos en Málaga hasta residencias para mayores en Bilbao.

Encuentra tu residencia geriátrica más cercana.

En Ballesol, te cuidan como te mereces.