DEGUSTANDO EL PRODUCTO CANARIO

0
484

Para celebrar el día de la familia los residentes de Ballesol Las Palmas y todos los profesionales que trabajan en esta residencia decidieron dedicar el taller sensorial y agudizar el sentido del gusto con unas exquisiteces canarias. Residentes y familiares participaron en una cata a ciegas en la que “tenían que adivinar qué estaban saboreando sin ver nada”.

Como homenaje a un mes especial para esta Comunidad Autónoma, el taller de repostería –dirigido por un familiar de una trabajadora de Ballesol Las Palmas– estuvo dedicado a la repostería. Manos a la obra, los residentes elaboraron unos exquisitos bollos de anís y naranja “que hicieron la delicias de los asistentes”, que desearon una nueva jornada gastronómica lo antes posible.