El Rincón de lectura BALLESOL de CAFEBRERÍA AD HOC

0
239

LA DELICIOSA Y FIEL COMPAÑÍA DE UN LIBRO
«Rincón de lectura Ballesol»

Decía Cervantes que en algún lugar de un libro hay una frase esperándonos para darle sentido a la existencia.

El maestro era tan aficionado a la lectura que llegó a reconocer que leía hasta los papeles rotos que se encontraba por la calle.

Una confesión tan sincera como otra que nos ha llegado de otro de los grandes, Miguel de Unamuno: “conforme voy entrando en años, busco cada vez más, a través de los escritores con que apaciento mi espíritu, todo lo que haya de bondad en las almas de quienes escribieron”.

Toda esa inquietud y ese ansia de disfrute que reflejaban ambos escritores en la práctica de la lectura es la que acompaña a un nuevo proyecto lleno de fe en la importancia de leer.

Una práctica que ha dejado de ser frecuente, pero que en Ballesol creen indispensable de la propia experiencia vital, de las competencias necesarias para desenvolvernos, relacionarnos y crecer personalmente. La propuesta, que viene de la mano de Cafebrería ad Hoc – una librería café en Pozuelo de Alarcón, un espacio multicultural en el que perderse entre libros, poemas, música, tertulias y talleres- nace de la inquietud de un grupo de artistas, escritores, editores, que conocen muy bien el valor y los beneficios de mantener cerca de las personas mayores la lectura, las artes y la cultura general: ¿por qué acaso el hecho de ser mayor te aleja forzosamente de este tipo de inquietudes?

La respuesta es no. Ser mayor es mantenerse activo, es seguir aprendiendo y compartir la belleza añadida que supone la experiencia. Y de ahí, la importancia de este maravilloso proyecto.

El Rincón de Lectura Ballesol se está desarrollando en las residencias de Ballesol Pozuelo y Parque Almansa, y a él acuden a diario los residentes que quieren escoger un libro –la biblioteca funciona de la misma forma en que lo hacen otras bibliotecas–, pero también aquellos otros que, motivados por la actividad cultural mensual asociada a ese mismo proyecto, van en busca de información para completar las propuestas que se les proponen. Por ejemplo, un cineforum comparativo entre el libro y su película, un taller de lectura o la recopilación de varios versos, son tareas que se han estado haciendo estos meses.

¿Y de qué manera el Rincón de Lectura Ballesol mejora la calidad de vida de los residentes?

Tenemos delante de nosotros a personas con una capacidad de interés, aprendizaje y disfrute que debemos de potenciar mediante las múltiples expresiones que nos ofrece la cultura”, explican desde Cafebrería ad Hoc para identificar el beneficio emocional, intelectual y comunicativo que se desarrolla a través de esta iniciativa que tiene como vértice el Rincón de Lectura Ballesol.
Así la composición es la siguiente: cada centro dispone en su salón principal de una pequeña biblioteca con aproximadamente 50-60 ejemplares de libros distribuidos por géneros (ficción, diario-biografía, ensayo, poesía y otros – naturaleza, viajes, arte, ocio-).

Y a su vez, ese pequeño rincón se complementa de una actividad cultural mensual en la que los participantes comparten inquietudes y opiniones sobre las lecturas y además realizan distintas actividades en torno a los libros de la biblioteca: “Es fundamental integrar, hacerles partícipes y aproximarles de una manera comprensiva a la actualidad, a la sociedad, mediante un libro, una actividad cultural o social”, transmite convencida del proceso, María José Floriano, miembro del equipo de Cafebrería ad Hoc.

La elección de la lectura está más sugerida a la novedad y al interés presente: premios Planeta, Nobel, Príncipe de Asturias…una manera de sembrar el conocimiento para el residente, que dispondrá de una guía informativa sobre la lectura escogida y recomendaciones para su disfrute. “La biblioteca es un espacio social, comunicativo y sin límites, una ventana abierta al mundo” coinciden los lectores de Ballesol Pozuelo y Parque Almansa ante la buena acogida que está teniendo una iniciativa que pronto se ampliará a más residencias Ballesol.

LECTURA Y ANÁLISIS EN GRUPO

Las pequeñas virtudes” (Natalia Ginzburg) “El tiempo entre costuras” (María Dueñas) y “Los restos del día” (Kazuo Ishiguro) han sido los últimos libros escogidos para desarrollar en conjunto – participan más de quince residentes, una vez al mes y durante dos horas- una actividad cultural a través de la lectura de fragmentos muy concretos y escogidos, análisis del autor, visionado de documentales y películas en torno a estos títulos.

Un proceso metodológico que debe ser participativo, abierto e inclusivo y que se desarrolla complementariamente a lo largo del mes con más actividades. “Potenciar que a la gente le guste leer es hacerles pensar, recordar, reflexionar y que tengan capacidad de fantasía, imaginación. Animarles con la lectura de una manera más lúdica y entretenida, sin que sea una tarea que perciban como obligatoria. No hay deberes, todo es voluntario para buscar la participación y que se sientan muy presentes y protagonistas”, escoge Floriano cada palabra con gran precisión y sentimiento para que se entienda esta experiencia con la que establecer puentes entre la lectura y las emociones. Leer es en principio un acto solitario y tremendamente personal.

Un encuentro entre el lector y el texto. Una tarea absorbente. Un viaje a través de las palabras. “Se disfruta más compartiendo un libro que leyéndolo personalmente. Descubrir que uno de los mayores placeres es compartirlo, es maravilloso”. No es ninguna badomía. Es el pensamiento perspicuo y sincero de la mayoría de estos residentes.

Por eso desde Cafebrería ad Hoc se ha pensado en un proyecto a la medida de cada lector. El Rincón de lectura ofrece los servicios más tradicionales de una biblioteca: el préstamo de los libros para poder leerlos tranquilamente donde más guste y la consulta detallada de un fichero en el que leer la sinopsis o la biografía de los autores, para poder escoger de ese modo un género literario concreto, un autor, o guiarse mejor por el argumento o el tema. Y como colofón, en el Rincón de Lectura Ballesol existe también un buzón de sugerencias donde el residente puede dejar sus sugerencias en cuanto al funcionamiento o las actividades que se proponen, e incluso también para la petición de nuevos libros, o consultas relacionadas con los servicios bibliotecarios.
Y es que ya lo dijo en su momento Jorge Luis Borges, “siempre imaginé que el Paraíso sería algún tipo de biblioteca”.

¿QUÉ ES CAFEBRERÍA AD HOC?

Cafebrería ad Hoc nace como proyecto de divulgación cultural en la Zona Oeste de Madrid (Pozuelo de Alarcón). Se trata de una plataforma/espacio cultural integrada por una librería, la sede para la Zona Noroeste de la Escuela de Escritores, talleres literarios y artísticos (Au- larte), exposiciones plásticas y una pequeña cafetería. Todo ello en un mismo espacio polivalente que alberga eventos culturales de todo tipo, desde presentaciones a conferencias o charlas/coloquio a tertulias varias. El lugar perfecto para perderse entre libros, buena música de jazz y mucho arte.
El espacio está ubicado en Pozuelo de Alarcón, en la calle Doctor Ulecia nº 8, en la zona de la estación.

FICCIÓN O REALIDAD … SEGÚN SE MIRE

Precisamente una de las actividades relacionadas con los talleres de lectura ha sido la recreación de un mapa de ficción y realidad de la residencia Ballesol en la que están. ¿Se imaginan incorporar lecturas y canciones a cada espacio y rincón del centro residencial? Eso es lo que consiguen sus residentes al establecer y asociar tanto sus lugares reales como imaginarios con una lectura o títulos de libros. El comedor sería “Nunca llueve a gustos de todos”, El jardín, “Bajo los castaños”, el salón “Las delicias de la Prensa”, la sala de Animación es “El Gallinero”, la peluquería, “Por los pelos”, repasa Floriano junto a los residentes en una actividad tan entretenida como imaginativa, tan literaria como creativa. “Un cambio a la mirada de nuestro alrededor creando un mundo propio”, sugieren los residentes en una actividad que se plasmará en un mapa real.